Uno de los más grandes artistas de Dancehall de todos los tiempos, el legendario King Yellowman, saca a la luz su opinión sobre las líricas que se están escribiendo en la actualidad.

Sus declaraciones llegan en un momento en el que muchos artistas hablan sobre «el qué y el cómo» decir las cosas.


Yellowman, de nombre real Christian Winston Foster, nació en Negril (Jamaica) un 15 de enero de 1956. Es un deejay que está considerado como uno de los artistas más importantes y reconocidos de la isla, ya que es de los máximos responsables de que el Dancehall se adueñase de las pistas de baile allá por los 80.

No hay que olvidar que Yellowman fue víctima del abuso y la discriminación debido a su albinismo, que está considerado como una especie de maldición en Jamaica, por lo que su fama es realmente un hito personal muy importante teniendo en cuenta su condición. Él creció en un orfanato de Kingston y, como varias veces ha declarado, su única compañía fue la música, que se convirtió en su gran inspiración y alivio para calmar el dolor.

«Hay que empezar a hacer música adecuada y música de verdad en lo que respecta al contenido. No podemos molestar con cosas malas. En este momento, Veo que el mundo está demasiado serio. Por eso hago música para inspirar a la gente. La música que empuja a la guerra no tiene ningún sentido», dijo Yellowman.

En realidad, durante los años que se sentó en el trono del Dancehall también fue conocido por unas letras recargadas de sexo, el llamado slackness, pero ahora piensa que la música de hoy en día es simplemente demasiado contundente y violenta. Según sus palabras, dijo que él no fue un santo pero hacía música con clase. En su época, él utilizó un lenguaje explícito nunca antes escuchado en Jamaica. Esto le trajo como consecuencia un gran número de detractores, pero a su vez el ser tan controvertido le catapultó a la popularidad.

En cuanto al nuevo sonido del Dancehall, Yellowman dijo que no tenía ningún problema con como suenan los nuevos ritmos. Además, añadió que quien nace con talento puede cabalgar sobre cualquier ritmo. Sin embargo, él está muy preocupado por el contenido de las letras y el futuro de estas. Ha mostrando un gran descontento por la promoción del «bad man» que se vive en Jamaica.

«Tienen que hacer música real porque están empezando. Hay que comenzar bien si quieres acabar bien. Por eso mi música, la de Bob Marley, Shabba Ranks, Shaggy o la de cualquier otro veterano todavía permanece como relevante», dijo Yellowman.

Como todos sus fans sabemos, fue diagnosticado con cáncer de garganta y tuvo que ser sometido a una operación de mandíbula. Aún así, a sus 61 años, el dos veces nominado a los premios Grammy sigue en muy buena forma y mantiene un importante número de citas en su calendario musical.

rototom-2022