Nacido como Robert Lee Malcolm, Gully Bop es ahora un reconocido deejay de dancehall. Anteriormente, en los primeros 80, también había grabado bajo el nombre de Country Man pero al parecer no tuvo un gran impacto debido al consumo de drogas.

La fama no le llegó hasta el año 2014. Por entonces, el artista vivía en la calle pero la repercusión de un vídeo suyo acapella le catapulto a niveles que quizá nunca hubiese sospechado. El caso es que después de ese gran boom su éxito se ha ido apagando.

Ciertamente, desde el momento de su reaparición, Gully Bop siempre nos ha dejado claras señales de ser un deejay un tanto controvertido. La verdad es que hay una larguísima colección de pasos desafortunados en estos últimos años. Por ejemplo, uno de los más sonados pudo ser cuando el artista fue detenido en el aeropuerto de Nueva York cuando intentaba volar a Jamaica, ya que su ex-pareja y manager DJ Mona-Lisa le había acusado de amenazarla con un cuchillo y robarle su pasaporte. Por ese motivo, el Tribunal Penal de Brooklyn le impuso una fianza de 1.200 dólares. No obstante, los cargos fueron retirados más tarde.

Tristemente, todo apunta a que vive en una especie de espiral descendente que de alguna forma le conduce a pobreza. Es más, hace unos meses, Bop confirmó el rumor que recorría la isla: El deejay había pasado de tener una gran fortuna a dormir en su vehículo. Esto es sólo una muestra más de que el artista tiene serios problemas de personalidad.

De hecho, su próxima cita con la ley será el 27 de junio, día que tiene que presentarse en el tribunal de St Thomas para responder a los cargos de agresión. En estos momentos, a sus 54 años, Gully Bop se encuentra en libertad bajo fianza tras haber sido arrestado hace dos semanas acusado de asalto y daños corporales. Según el informe de la policía, una mujer acusó a Gully Bop de golpearla en la cara durante una disputa.

Como os recordábamos, este deejay saltó a la fama a través de las redes sociales con un vídeo que se convirtió en viral. Eso provocó que de la noche a la mañana dejase de ser un ‘homeless’ para convertirse en la estrella del momento en el planeta Dancehall. Shauna Chin tuvo mucho que ver en todo esto, con quien mantuvo una relación personal que acabó siendo muy conflictiva, por lo que protagonizó varios capítulos de la ‘prensa del corazón’ de su país.

En pleno apogeo de su renovada carrera, Gully Bop consiguió actuar en los escenarios más importantes de la isla como el Reggae Sumfest y el Sting, del que por cierto se le consideró el ganador del clash del 2014 tras la ‘retirada’ de Ninjaman. Además, algunas de sus canciones han encabezado las listas de Jamaica, como «Dem Nuh Bad Like We», «Pussy Specialist» o «Dream». Sin olvidar que en estos años ha registrado un montón de colaboraciones muy bien recibidas por sus fans, como las que realizó con Shane-O, Rica o Stylo-G.

De todos modos, si queréis conocer un poco mejor la historia de Gully Bop, os recomendamos echar un ojo a la transcripción que realizó JahSoldiah de una entrevista para Sylbourne TV que publicamos hace unos años. Podéis repasarla desde este link. Sin más, esperamos que algún día este talentoso deejay pueda recuperar su verdadero camino.

rototom-2022