Durante los últimos meses hemos publicado una serie de artículos donde se discutía sobre la responsabilidad de los artistas ante los altos índices de criminalidad en Jamaica.

Algunos políticos jamaicanos le echaban la culpa a las letras violentas que se emplean en la música actual.

Pero Varios artistas les respondieron diciendo que ellos sólo muestran lo que se vive en las calles de la isla, por lo que acusaban a la clase política de dicha situación.

Ninja Man

Ha pasado casi un año desde que el Ministro de Seguridad Nacional jamaicano, Robert Montague, llevó a dos grandes estrellas del Dancehall, como son Ninja Man y Bounty Killer, a un Centro de Conferencias en el centro de Kingston, como parte de un intento de elevar la moral de las personas que combaten el crimen en dicho país.

Bien, pues como os dijimos hace unos días, Ninja Man se encuentra en la cárcel tras ser retenido por un juez del Tribunal Supremo hasta que finalice su juicio por asesinato. Por cierto, nos detenemos un momento en el caso de este veterano deejay, ya que ayer fue trasladado de urgencia al hospital después de quejarse de fuertes dolores en el pecho, aunque parece ser que no revierte gravedad. Sin embargo, el juicio continuó cuando su abogada, Valerie Neita Robertson, dijo que Ninja Man había dado su consentimiento para que continuara en su ausencia. Un juicio que se está llevando a cabo a puerta cerrada.

El ministro sigue convencido de que es injusto señalar a los artistas como los responsables de esta situación. Por ello, en sus declaraciones siempre ha afirmado que estos tienen un papel muy importante en la sociedad, ya que son parte de la cultura jamaicana. Es decir, tienen una función esencial en la solución de este problema.

Por otro lado, en febrero de este mismo año, Ealan Powell, jefe de la División de Investigación Criminal (CIB), dijo que algunos artistas están utilizando su dinero y sus influencias para hacer subir las cifras de criminalidad. Esto ocurrió cuando Alkaline fue arrestado en relación a una investigación por asesinato, de la que luego nunca fue acusado.

“Tienen la suerte de ser ricos y en vez de utilizar la riqueza para promover buenos valores la están utilizando para promover los equivocados», dijo Powell.

Como sabréis, son varios los artistas que se encuentran cumpliendo condena en prisión por delitos. Desde Vybz Kartel, quien está a la espera de su apelación en el próximo mes de febrero; hasta el propio Buju Banton. En realidad, esto ha ocurrido otras muchas veces en la historia de la música popular jamaicana, pero en la actualidad disponemos de un arma de doble filo para intentar solucionar este gran problema, internet. Debemos de tener cuidado con lo que promovemos, puesto que a veces, sin darnos cuenta, estamos difundiendo un mensaje negativo de personas que tienen una actitud que no debemos glorificar.

spannabis2020_2